PATRÓN MUNDIAL DE LA SALUD

National Geographic, noviembre de 2005

 

Nuevas enfermedades están apareciendo ligadas en muchos casos a los hábitos de vida modernos como las cardiopatías, la diabetes y otros trastornos crónicos, expandiéndose desde los países industrializados a todo el planeta, y todo ello acompañado de nuevas enfermedades emergentes infecciosas desconocidas hasta ahora.

En síntesis, la salud pública mundial presenta en la actualidad tres signos:

• Desigualdad entre ricos y pobre, ya a nivel individual ya a nivel de estados.

• Aunque algunas enfermedades infecciosas clásicas están en retroceso, las crónicas aumentan en extensión y número de afectados de forma alarmante y en todo el mundo.

• En este momento, una pandemia mortal, un ataque bioterrorista o una catástrofe ambiental podrían causar una grave crisis mundial a nivel sanitario.

 

Para evitar este grave riesgo parece prudente el siguiente plan:

-         Favorecer las estrategias preventivas, sencillas y eficaces contra las enfermedades crónicas e infecciosas.

-         Desarrollar nuevos métodos de análisis para facilitar las prioridades sanitarias.

-         Favorecer las acciones combinadas y la colaboración multilateral además de erradicar grandes desigualdades y reducir la contaminación atmosférica y acuífera.

-         Crear una infraestructura pública que responda con rapidez y eficacia ante las pandemias, desasteres naturales y las enfermedades emergentes.

 

Antes la Organización Mundial de la Salud (OMS) tenía la mortalidad como único parámetro, sin embargo hoy en día se habla de “años de vida ajustados por discapacidad” o AVAD (DALY, en inglés). Con este parámetro se mide el número de años de salud perdidos debido a lesiones, enfermedad y mortalidad prematura. Se usó por primera vez en 1999, año en el que murieron 56 millones de personas, y, por otro lado, se perdieron 1.400 millones de años de salud debido a enferemedades no mortales pero sí discapacitantes.

PRINCIPALES FUENTES DE AVAD

Orden

1990

2020 (proyección)

1

Neumonía y otras enfecciones respiratorias

Cardiopatías

2

Enfermedades diarreicas

Depresión

3

Trastornos del puerperio y del período neonatal

Accidentes de tráfico

4

Depresión

Accidente cerebrovascular

5

Cardiopatías

Enfisema y bronquitis

6

Accidente cerebrovascular

Neumonía y otras infecciones respiratorias

7

Tuberculosis

Tuberculosis

8

Sarampión

Guerra

9

Accidentes de tráfico

Enfermedades diarreicas

10

Alteraciones congénitas

VIH

 

En la siguiente tabla se indican las nuevas enfermedades infeccionsas que para las que el cuerpo humano precisa de una protección inmunitaria, señalándose el momento en que se identificó al agente causante de la enfermedad o cuando surgió un brote agudo de ella (en este caso se señala con un asterisco). Hasta ahora la única que ha experimentado una extensión mundial es el SIDA, aunque se teme que pueda surgir alguna variante mortal de alguna de las demás, como por ejemplo de la gripe aviar, que tenga una diseminación semejante.

ENFERMEDADES EMERGENTE

1973

Rotavirus

1977

Virus Ebola

1977

Enfermedad del legionario

1981

Síndrome del choque tóxico

1982

Enfermedad de Lime

1983

VIH/SIDA

1991

Tuberculosis multirresistente

1993

Cólera causado por la cepa 0139

1994

Infección por C(ypto) copo(idum*) (brote agudo en Wisconsin)

1998

Gripe aviar

1999

Virus del Nilo Occidental* (aparición en EEUU)

2003

Síndrome respiratorio agudo y grave (SRAG)

2004

Virus Marburg* (el mayor brote epidémico en Angola)

 

Finalizamos este resumen del artículo, que es mucho más extenso tal y como está publicado en la revista con el gráfico que muestra la relación entre la renta económica y la esperanza de vida.