ALGAS, UN NUEVO COMBUSTIBLE

Tráfico y Seguridad Vial, 186, septiembre-octubre de 2007.

UnAutor:

a de las últimas soluciones energéticas es el “biopetróleo”, de un color verde intenso, el cual, obtenido a partir de microalgas marinas, puede sustituir en un 100% al petróleo sin pérdida de potencia en los automóviles. Ésta es la propuesta de la empresa BFS (Byofuel Systems) de El Campello (Alicante). El profesor Cristian Gomis de la Universidad de Alicante y el ingeniero Bernard Stroäzzo llevan años investigando este sistema en el que se acelera el crecimiento de las algas microscópicas las cuales precisan básicamente nitrógeno, CO2 y energía solar hasta llegar a una concentración aproximada de 200·106 por litro. Hay científicos que cuestionan la viabilidad de este proyecto debido a que consideran que se precisarían cantidades inmensas de estos cultivos así como también como el precio que supondría usar este combustible para los coches, como es el caso dela profesora Mercedes García, investigadora del Instituto de Bioquímica Vegetal y Fotosíntesis de la Universiad de Sevilla y del Centro Superior de Investigaciones Científicas.

 Los ecologistas, liderados por Greenpeace se congratulan de esta propuesta indicando las siguientes cualidades que hacen a este combustible respetuoso con el medio ambiente:

1.- En la producción de este biocombustibles se absorbe gran cantidad de CO2 atmosférico con el consiguiente beneficio en la problemática del cambio climático.

2.- Tanto en la producción como en el uso de este combustible no se generan emisiones de óxidos de azufre a la atmósfera evitando así los dañinos efectos de la lluvia ácida.

3.- No se utilizan tierras cultivables ni de otro tipo para su producción, evitando el encarecimiento de los precios de los alimentos y también la disminución de las zonas silvestres que son el refugio de muchas especies de especial relevancia para la conservación de la biodiversidad y de las especies silvestres origen de las de cultivo actuales.

A pesar de las dificultades iniciales, las perspectivas parecen ser interesantes estando ya disponible otros biocombustibles como el bioetanol en las gasolineras, aunque este último presenta los problemas citados en la tercera de las ventajas de las algas anteriormente.

Finalmente, y como datos relevantes del biocombustibles obtenido de las microalgas, podemos citar:

-         Se calcula que el barril de biopetróleo costará después de su regularización alrededor de 60 dólares, menos de lo que cuesta el crudo de petróleo actualmente.

-         En una superficie de unos 50.000 kilómetros cuadrados, se podrían producir 95 millones de barriles de biopetróleo al día.

-         Cada kilogramo de esta biomasa tiene 5.700 kilocalorías, al igual que el kilogramo de carbón.

Fuente: Tráfico y Seguridad Vial, Septiembre-octubre 2007.